POR QUÉ ELEGIR FOTOGRAFÍA EN BLANCO Y NEGRO PARA TU BODA.

FOTOGRAFOS DE BODAS
FOTOGRAFOS DE BODAS

La fotografía en blanco y negro es todo un arte. A pesar del predominio del color y la facilidad que existe hoy en día para hacer fotografías coloridas, la fotografía en blanco y negro sigue tan vigente como cuando se creó. ¿Por qué?

 

Ningún color ha podido sustituir la fuerza expresiva del blanco y negro. Cuando un fotógrafo hace una foto con intención, busca transmitir un mensaje y cuando la fotografía es a color ese mensaje queda semioculto por el colorido de la foto. El blanco y negro, por el contrario guía la mirada directamente a ese contenido que el fotógrafo desea compartir con sus espectadores.

 

Esto no significa que la fotografía a color no sirva como forma de expresión fotográfica, es simplemente que el blanco y negro es un lenguaje diferente, directo y atemporal.

 

Al suprimir el color en una foto hacemos que esta trascienda el tiempo, no hay época, no hay barrera. Al contemplar una fotografía en blanco y negro nos da la sensación de que la escena que vemos pudo ocurrir en cualquier momento sin que la barrera del tiempo sea un obstáculo para su lectura e interpretación.

 

En el caso de la fotografía de bodas la sensualidad y el romance no pueden expresarse de mejor manera que en blanco y negro. Cierto es que hay fotografías de bodas a color que son extraordinariamente hermosas, pero, a mi modo de ver, es en blanco y negro como mejor puede fotografiarse un beso, un abrazo, una sonrisa.

 

Busquen en la historia de la fotografía y encontrarán que los grandes fotógrafos siempre trabajaron en blanco y negro y la razón es siempre que no hay mejor manera de expresar un acontecimiento en una imagen. 

 

Finalmente podrán decir que es cuestión de gustos, pero, créanme, la fotografía en blanco y negro va más allá de un simple gusto o, al menos, así lo siento yo.

Escribir comentario

Comentarios: 0