5 CONSEJOS PARA QUE LAS FOTOS DE TU BODA SEAN SENSACIONALES.

FOTOGRAFOS DE BODAS
FOTOGRAFOS DE BODAS

Todos hemos visto el álbum o las fotos de bodas de nuestros padres o abuelos. En aquellos tiempos se acostumbraba el posado en las fotos y muchas veces se hacían en estudio, por lo que eran común ver fotos de toda la familia en un mismo sitio: la novia con sus padres, el novio con los suyos, la novia con sus hermanos, el novio con los suyos, la novia con sus abuelos, el novio con los suyos, la novia con sus sobrinos, el novio con los suyos... y un larguísimo etc que no tendríamos para cuando acabar.

 

Esto, si bien no dejaba de ser un buen recuerdo, no mostraba para nada la naturaleza y los matices del evento y al final el álbum resultaba ser una colección de fotos frías y sin mucho sentido a pesar de las sonrisas que pudiera haber.

 

Por eso quiero anotarte aquí cinco consejos para que las fotos de tu boda sean realmente espontáneas y espectaculares, fotos que cuenten tu historia de la mejor manera:

 

1. Olvídate del fotógrafo. Deja que el profesional haga su trabajo libremente y evita en la medida de lo posible, pedirle fotos posadas. Lo que hay que fotografiar es el evento y a las personas que participan en él en acción.

 

2. No mires a la cámara. Si al final tienes que posar algunas fotos trata de no mirar a la cámara así las fotos parecerán más naturales aunque no lo sean en realidad.

 

3. Permite que las fotos de tu boda comiencen desde que te estás arreglando. Las fotos de la preparación de la novia y el novio tienen una fuerza sentimental tremenda, además de que ayudan al fotógrafo en su función de narrador, lograrás guardar un recuerdo mucho más completo. Los nervios y las emociones propias de la preparación forman parte importante de tu día.

 

4. Mientras se hacen las fotos de la preparación, ten a la mano los anillos, las arras, el ramo, tus zapatos y todos los demás elementos que forman parte importante del ritual de la boda. Todas estas cosas además de ser simbólicamente significativas, cuestan dinero y vale la pena conservar un buen recuerdo fotográfico de ellas.

 

5. Si te casas en una iglesia, trata de hablar con el cura antes del evento y pídele que le de libertad de movimiento a tu fotógrafo, explícale que para ti es importante que tu ceremonia quede perfectamente documentada en bellas fotos. Me ha tocado fotografiar bodas en las que no he podido hacer ni una sola foto de frente a los novios porque el sacerdote no me ha permitido pasar de cierto punto de la iglesia. Es cierto que hay curas intransigentes, pero nunca estará de más que lo intentes.

 

Espero que estos consejos te sean útiles. Nos vemos la próxima.

 

 

Escribir comentario

Comentarios: 0